Columna Contraportada 22 de junio

Durante los últimos cinco o seis procesos electorales, México ha ofrecido al mundo las pruebas inequívocas de una total inmadurez política, lo que ha provocado que el país, lejos de avanzar, continúe en franco retroceso. Las campañas electorales, lejos de ofrecer alternativas a los electores, han servido para enfrentarlos cada vez más, y una vez concluidas, el ciudadano ve cada vez con más pesimismo su futuro.

La lucha por el poder llevó, desde ha ya varios años, a que muchos políticos se convirtieran en los más vulgares y corrientes contendientes, a quienes les importa un mísero cacahuate ofrecer espectáculos deprimentes, degradantes al límite, con tal de derrotar al enemigo. Hace años que no se escucha a un candidato detallar un plan de gobierno que permita suponer –al menos– un esperanzador cambio de vida para los mexicanos.
La más reciente campaña, en la que participaron José Antonio Meade Kuribreña, Ricardo Anaya Cortés, Jaime Rodríguez Calderón y el hoy mandatario Andrés Manuel López Obrador, fue una porquería. Nos dimos cuenta en esos momentos lo que se convirtió en la jornada más salvaje entratándose de confrontación entre candidatos. No hubo propuestas de trabajo. Todo se enfocó a una batalla en la que cada uno de ellos sacó lo peor de su indecencia.
Finalmente, y ante el feroz embate de los tres primeros mencionados en contra de Andrés Manuel, este fue victimizado a grado tal que lo convirtieron, ellos mismos, en el ganador. Después de sus agresivas manifestaciones –y hasta burlescas por parte del inexperto Anaya Cortés– lo ayudaron a alcanzar la popularidad que definió el rumbo de las elecciones. Tragándose su propio rencor y frustración, los tres tuvieron que reconocer su respectiva derrota.
Bien. Hoy estamos en los inicios de una campaña todavía más canibalesca, deshonrosa y envilecedora para la imagen mexicana ante el mundo. Con síntomas de razón perdida ante lo aplastante de la derrota electoral, la contra “lopezobradorista” arrancó ya lo que se advierte como algo peor a lo que vimos en 2018.
El objetivo no es tanto recomponer lo que dicen que el mandatario está descomponiendo. El propósito es cobrar una muy cara factura a lo que les hizo. La meta es tumbarlo de la Presidencia de la República aprovechando la promesa de someterse al escrutinio popular a mitad de su mandato. La idea es hacerle pagar consecuencias carísimas a su atrevimiento. Y el señor Presidente, infortunadamente, les está dando muchas armas para conseguirlo.
Si usted pregunta a esa contra “amloísta” qué buscan para México en estos momentos, todos responderán lo mismo: quitar a López Obrador de la Presidencia porque es un peligro para México. Ninguno de ellos habla de un cambio radical al interior de sus respectivos partidos políticos, de un nuevo proyecto de Nación que implique terminar con el tradicional México corrupto, y muchísimo menos de dejar las ancestrales costumbres que provocaron el país con las radicales diferencias entre ricos y pobres: la política es un negocio.
Sólo existe una visión: cobrar venganza.
México se descompone cada vez más.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más columnas de Roberto Dyke Rivera

Unos porque su maquinaria está muy vieja, y otros porque no tienen… y, Célida y don Javier, ¿Le partirá su ma…?

Marcelo Ebrard quien, de acuerdo con Porfirio Muñoz Ledo es el “adelantado” en la carrera presidencial, presumió su gestión diplomática para lograr que las autoridades gringas retiraran los cargos criminales al general Salvador Cienfuegos. “¡Marchelooo…!” gritó la Petra Santos, una de las admiradoras del canciller mexicano. Y lo...

Más columnas de Jesús Antonio Dyke

INDICADOR ECONÓMICO

INDICADOR ECONÓMICO

Desde la semana pasada se encuentra circulando un video de la alcaldesa de Hermosillo abordando el tema del contrato con la empresa Técnicas Medioambientales de México, S.A. de C.V (Tecmed) – a quien se le encuentra concesionada la Planta Tratadora de Aguas Residuales en Hermosillo (PTAR). En este...

INDICADOR ECONÓMICO

INDICADOR ECONÓMICO

Por Jesús Antonio Dyke García* LOCAL Digamos no al desarrollo inmobiliario sin planeación en Bahía de Kino. Digamos no a los procesos de acumulación por desposesión en Bahía de Kino. Digamos no a los actuales proyectos que priorizan la ganancia sobre el desarrollo social de Bahía de Kino....

Más Columna Contraportada

Pandilla de todos colores

Por: Víctor Fonseca No entiendo al PRI ni al PAN. Tampoco al PRD y mucho menos al Movimiento Ciudadano. En el caso de los dos primeros, los dos partidos de derecha se consideran los de más sólidas estructuras, organización y principios, los que más han ¿ganado? elecciones, los que tienen los...

Te puede interesar

Bienvenido de nuevo!

Ingrese sus datos a continuación

Create New Account!

Fill the forms bellow to register

Recupera tu contraseña

Por favor ingrese su nombre de usuario o dirección de correo electrónico para restablecer su contraseña.